• Un tripartito españolista o un Gobierno de centro

    https://electocracia.com/

    Antonio Papell : La solución central

    https://analytiks.es/en-portada/la-solucion-central/

    “Los estudios demoscópicos realizados a posteriori de las elecciones andaluzas han puesto de manifiesto que la clientela de VOX –unos 400.000 votos, el 11 % del electorado— procedieron en números redondos en un 50 % del PP y en un 25 % de Ciudadanos. Y los expertos en estas lides aseguran que el trasvase desde Ciudadanos a Vox podría ser mayor todavía en las elecciones generales. La razón de esta mudanza es fácil de colegir: Ciudadanos arrastra en toda España a muchos electores preocupados e incluso indignados por el intento secesionista catalán, personas que han considerado que el partido de Rivera es el que más descarnadamente y con más dureza se opone al independentismo, pero si estos ciudadanos llegan a la conclusión de que quienes verdaderamente defienden la unidad de España en términos épicos es Vox, acabarán en sus brazos.Este fenómeno sociológico-político explica la pública y un tanto afectada animadversión mediática (al menos) de Ciudadanos hacia el PSOE en general y hacia Pedro Sánchez en particular, hasta el extremo, risible, de llegar a decir que el PSOE ya no está en el núcleo constitucional porque intenta negociar con los soberanistas… Algo que, como es obvio, cualquier gobierno deberá hacer después del ciclo electoral que se avecina —dentro del marco constitucional, se entiende— y una vez concluido el juicio por el procés, que se alargará bastante más de lo previsto.Esta estrategia de Ciudadanos, que para la organización es de vida o muerte, ha polarizado aparentemente el complejo panorama político preelectoral, escindiéndolo en dos mitades radicalmente enfrentadas: la tríada de la derecha, dominada ideológicamente por Vox, que ha impuesto hasta el metalenguaje como bien diagnosticó Bannon, y el resto: las dos formaciones de izquierdas, PSOE y Unidas Podemos, y las minorías nacionalistas de todo el espectro que detestan a los conservadores por causas distintas en cada caso. Paradójicamente, el fin del bipartidismo, en lugar de neutralizar los antagonismos, habría dado paso a una todavía más enconada bipolaridad.

    El fracaso y la resurrección del viejo régimen

    La desconfianza de la ciudadanía en los partidos políticos tradicionales, que es consecuencia del fracaso del viejo régimen ante la gravísima doble recesión 2008-2014 —la crisis no se supo impedir, no se previó a tiempo, no se gestionó bien y no se ha sabido salir de ella—, ha desembocado en un complejo pluripartidismo y en una gran fluidez de las preferencias de los electores (una muy escasa fidelidad del voto), lo que hace muy difícil, si no imposible, prever los resultados electorales de las consultas inminentes.No debe ser casualidad que el conflicto catalán, cuya materia prima es muy antigua y se ha vuelto hace tiempo intemporal, se haya desencadenado precisamente cuando, decaído el bipartidismo imperfecto, se ha entrado en la actual etapa de inestabilidad. Pujol, que se mantuvo al frente de Cataluña 23 años, contribuyó meritoriamente a la gobernabilidad cuando PP y PSOE, sanos y poderosos, rivalizaban entre sí y se alternaban al frente del Gobierno, pero el catalanismo se aprovecha históricamente de las crisis españolas e intenta materializar su programa máximo, que es la independencia, cuando percibe debilidad en la estructura política sobre la que se asienta el Estado. La debilidad esta vez era objetiva: tras las elecciones de 2015, fue imposible formar gobierno y hubo que repetirlas en junio de 2016, y aun así sólo se consiguió la investidura del representante del partido mayoritario fracturando a su principal adversario, el PSOE.Calculó mal sin embargo el soberanismo y a la hora de la verdad las formaciones que han integrado históricamente el núcleo constitucional resucitaron de sus cenizas y se aliaron fácilmente para aplicar los mecanismos excepcionales con que cuenta la Constitución para reprimir el golpe de mano independentista, que se había producido mediante una clara vulneración de la legalidad vigente: en septiembre, las formaciones soberanistas promulgaban ilegales leyes de desconexión y referéndum, y el 1 de octubre se celebraba una consulta ilegal. Poco después, el PP en el Gobierno encontraba el apoyo del PSOE y de Ciudadanos para aplicar el articulo 155 CE que restauraba la legalidad violentada.

    En busca de la estabilidad futura: la moderación centrista

    Ahora nos dirigimos a unas nuevas elecciones, con el conflicto catalán aplacado pero no resuelto —estamos en pleno proceso judicial—  y sería deseable que el resultado del 28-A proporcionara cierta estabilidad en la moderación para abocar la crisis catalana a un desenlace razonable.Si se reprodujera la solución andaluza (el entendimiento PP-Ciudadanos-Vox, que queda de momento lejos en las encuestas), no es aventurado decir que Cataluña entraría en una crisis todavía mayor y probablemente insoluble. La cancelación temporal de la autonomía sin una elaborada argumentación ajustada escrupulosamente a la letra y al espíritu de la ley volcaría a toda la sociedad catalana en la contestación a Madrid, y la fuerza de tales unanimidades resultaría imparable (con más del 65% de votos rupturistas, habría que escuchar los inquietantes presagios de Iceta).La solución de la cuestión catalana, que en todo caso será muy difícil y requerirá esfuerzos titánicos, debe conseguirse desde la moderación, a través de diálogos dilatados y de la persuasión de una ciudadanía que está profundamente harta del ajetreo del último lustro.  Parece, pues, lógico buscar esta estabilidad en la zona central del espectro político, que habría de ser la que formase preferentemente gobierno si dan las cifras. Y excluyendo a los extremos de la iniciativa política que ha de encauzar definitivamente el conflicto.No estamos en estado de excepción, no corre riesgo la integridad territorial ni la indemnidad del Estado, pero sí es evidente que la convivencia está seriamente alterada y que conviene pacificar una confrontación que requiere firmeza y mano izquierda al mismo tiempo. No son necesarias ‘grandes coaliciones’ ni drásticas determinaciones. Pero sí parece recomendable que el problema sea acometido por el núcleo constitucional. Sin excluir a nadie pero poniendo a los mandos de la nave del Estado a los más curtidos y avezados en el proceso constituyente que, en la práctica, se hace machadianamente camino al andar.Con independencia de las definiciones oportunistas que se han lanzado como venablos esas semanas, las formaciones constitucionales son el PP, el PSOE y Ciudadanos. Podemos es una formación intachable por respetuosa con el Estado de Derecho pero propone, desde la minoría, el cambio del régimen del 78. Y Vox… pues ya saben: de entrada, propone regresar al Estado unitario.Así las cosas, si nadie se aproxima a la mayoría absoluta el 28-A, el próximo gobierno debería provenir del núcleo constitucional. Bien mediante una alianza PSOE-C’s, bien a través de un pacto C’s-PP. Y si fuera preciso, con la abstención del otro en cada caso.Es evidente que las cosas no van teóricamente en esta dirección, y que de cualquier modo resultaría muy difícil anudar lo que se ha roto a conciencia en estas vísperas electorales, pero las fuerzas políticas que no actúen conforme a estas pautas tendrán muy difícil explicar su actitud. En concreto, si alguien tiene la ocurrencia de meter a Vox en el juego, habrá demostrado que él también es un radical que no merece la confianza de la ciudadanía”

    Debate21.es: El Partido Popular se recupera ante el retroceso de Ciudadanos y Vox. Ciudadanos pierde un punto y más de 200.000 votantes en solo una semana, según el tracking elaborado por Celeste-Tel para eldiario.es. El sondeo mantiene al PSOE como primera fuerza con el 27,2% de los votos y entre 113 y 118 escaños y 3,6 puntos de ventaja sobre el PP. Unidas Podemos mejora una décima en la última semana, quedándose con entre 31 y 33 escaños

    https://debate21.es/2019/04/06/celeste-tel-ciudadanos-y-vox-retroceden/

    Kiko Llaneras: Quedan 27 días y se publican encuestas casi cada día. Desde el jueves han aparecido cinco (de IMOP, Demoscopia, NC Report, Celeste-tel y Metroscopia), que han movido así el promedio

    https://elpais.com/politica/2019/04/01/actualidad/1554116091_106712.html

    “En votos el PSOE están en el 28-29%, seguido de PP (20%), Ciudadanos (16%), Unidas Podemos (12%) y Vox (11%). También hemos empezado a medir por separado a Compromís (1%) y a En Marea (0,5%). Por bloques la izquierda ronda el 42% de voto y la derecha el 47%. En el gráfico podéis ver la evolución de este indicador (ha sido un tobogán):

    1. Las mayorías en el aire

    A partir de estos datos hoy he publicado una estimación de escaños, que da como resultado más probable un bloqueo. Ni la derecha ni la izquierda alcanzarían la mayoría. Eso dejaría solo dos alternativas para el PSOE: tratar de sumar con Ciudadanos o negociar con Podemos, Compromís y otros partidos periféricos como ERC y PNV. Estos son los números:

     

     

    Pero este resultado pende de un hilo: basta un error normal de las encuestas para que se abran otras posibilidades, en un sentido o en otro.Si la derecha mejora los sondeos en tres puntos es muy probable que pudiesen gobernar. Este escenario tiene alrededor del 20% o 25% de probabilidades.Pero si el error se produjese en sentido contrario, entonces sería la suma de PSOE, Podemos y Compromís la que estaría cerca de la mayoría. Este esenario  tiene alrededor del 20% de probabilidades.En el artículo completo puedes leer la metodología.

    2. Exclusiva: el voto promiscuo

    Muchas personas tienen intención de votar por un partido, pero no descartan votar por otro. Podéis verlo en el siguiente gráfico. Son datos inéditos que he extraído del sondeo de 40dB. que publicamos en EL PAÍS hace dos semanas.

    • El electorado más vulnerable es el del PP. Las personas que tienen intención de votarle declaran, en media, que podrían votar a Ciudadanos con un probabilidad de 5,6 sobre 10 y a Vox con una probabilidad de 4,1.
    • Ciudadanos parece haber trazado su frontera con Vox. De hecho, en media los votantes de Cs ven más probable votar por el PSOE que por Vox.
    • Los votantes de Podemos y PSOE también son porosos, pero es más probable que un votante de Podemos se decida por el PSOE que lo contrario.

    3. Un dato random: “Lo supe siempre”

    Los humanos sufrimos un sesgo retrospectivo bien demostrado: después de que ocurra algo, tendemos a pensar que ya lo sabíamos. Eso explica porque tanta gente sabía que Donald Trump iba a ser Presidente de Estados Unidos: en realidad no lo sabían.En nuestras cabezas, decía el psicólogo Amos Tversky, “Todo lo que ya ha ocurrido debía ser inevitable”. Si en las próximas elecciones se produce alguna sorpresa, muchos sentiremos que ya lo sospechábamos, aunque esa sospecha estará tomando forma en nuestro cerebro a posteriori”

     

     

    LA AGENDA DE MÚSICA de Alfonso Alarcón

    GEORGES MOUSTAKI

     

     

    Georges Moustaki, nombre artístico de Giuseppe Mustacchi, nació en Alejandría, Egipto, en 1934, de padres italianos. Fue otro de los cantautores que hicieron furor en Francia en los años 1950 a 70. Sus temas, los corrientes entonces: la libertad y el amor (los amores, que Francia siempre ha sido muy liberal para estas cosas). Murió en Francia hace cinco años. De los cientos de canciones que nos ha legado (más que Brassens y Brel juntos), vamos a oír dos que se refieren a la libertad y los amores, una y otros tan bellos como efímeros.

     

     

     

     

    Ma liberté:

    https://youtu.be/SXcTHNMBWms

     

    Les amours finissent un jour:

    https://youtu.be/2xkd5rABYEQ

     

     

    LA AGENDA DEL ENSAYO  de Margarita Vidal

    Librería Alejandría www.alejandriapozuelo.com

    Lawrence Freedman : La guerra futura: Un estudio sobre el pasado y el preente

    https://www.elconfidencial.com/ultima-hora-en-vivo/2019-02-12/lawrence-freedman-muchos-lideres-actuales-son-excepcionalmente-malos_1962162/

    Lucía García Lobato : La Moción

    Javier Padilla: A finales de Enero. La historia de amor más trágica de la Transición

    https://elpais.com/cultura/2019/03/21/babelia/1553175534_136659.html

     

    EL DEBATE SOBRE LA POLÍTICA ECONÓMICA  DEL CAMBIO CLIMÁTICO

    https://www.nytimes.com/interactive/2015/10/27/world/greenland-is-melting-away.html?_

    Miguel Angel Criado : Antropoceno, la era en la que destruimos el planeta. Cómo la actividad humana está modificando el planeta hasta provocar profundos cambios

    https://elpais.com/elpais/2018/05/25/ciencia/1527257820_374244.html

    Maria Perez: ¿Cuándo empezó el Antropoceno?

    https://www.elmundo.es/ciencia-y-salud/ciencia/2017/10/25/59f067b8e2704efe6d8b4628.html

    Manuel Arias: El término “Antropoceno” sirve para designar la era geológica en la que estamos viviendo. El debate sobre el concepto tiene importantes consecuencias políticas

    https://www.letraslibres.com/espana-mexico/revista/el-antropoceno-noticia-un-concepto-colosal

    David Barrado : La agonía de la Gran Barrera de Coral, el termómetro del planeta

    http://www.bez.es/953859890/agonia-Gran-Barrera-Coral-termometro-planeta.html?utm_source=boletin&utm_medium=mail&utm_campaign=boletin&origin=newsletter&id=20&tipo=3&identificador=953859890&id_boletin=707464118&cod_suscriptor=625445112

    Jesus Fernandez Villaverde: Incremento global de las temperaturas

    http://nadaesgratis.es/fernandez-villaverde/incremento-global-de-las-temperaturas

    Llevo un par de semanas actualizando mis notas de clase de historia económica global sobre cambio climático a lo largo del tiempo y hace unos días he visto esta visualización en R-bloggers sobre el incremento de la temperatura global a lo largo del tiempo.Es difícil representar de manera más clara este fenómeno y sobre todo ver como en los últimos años la tendencia creciente se ha acelerado (después de una ralentización temporal).

    Lainformacion.com: Un vídeo muestra 136 años de cambio climático en 20 segundos

    http://www.lainformacion.com/tecnologia/video-muestra-cambio-climatico-segundos_0_993201412.html

    Sergio Parra: Desde 1946, las mediciones de estaciones meteorológicas en Washington han mostrado que la región experimenta un aumento de temperaturas de 1,6 grados centígrados por siglo, el doble de la tasa global.Jake Weltzin, ecologista de la US Geological Survey y director ejecutivo de la National Phenology Network de Estados Unidos, ha señalado que las temperaturas más cálidas están empujando a muchas especies de plantas para florecer más temprano en todo el pais

     

    https://www.xatakaciencia.com/medio-ambiente/las-flores-de-los-cerezos-apareceran-antes-que-nunca-y-eso-es-malo?utm_source=NEWSLETTER&utm_medium=DAILYNEWSLETTER&utm_content=POST&utm_campaign=21_Mar_2017+Xataka+Ciencia&utm_term=CLICK+ON+CONTENT

    Jaime Richart: El clima del planeta ha enloquecido con una atmósfera, una troposfera y una biosfera descompuestas

    https://iniciativadebate.org/2017/03/24/clima-del-planeta-ha-enloquecido/?utm_source=feedburner&utm_medium=email&utm_campaign=Feed%3A+IniciativaDebate+%28Iniciativa+Debate+P%C3%BAblico%29

    “Lo que está sucediendo a ojos vista es otra cosa: una mu­tación, alteración de las células de un tumor. Ya no hay clima, ni climas ni microclimas. Hay desbarajuste. Llu­vias torrenciales, o meses y meses sin lluvia en los que hasta hace una década la hubo regularmente, por un la­do, y cambios bruscos del termómetro en cuestión de días o de horas. Como dice Le Monde: “el planeta ha en­trado en un territorio desconocido”. Y a una noticia como ésta no es de ley atribuirle sensacionalismo. Esto es un hecho de alcance telúrico que hará “época”, como la de cada glaciación; en este nuestro caso un cambio climático antropogénico no por azar o por causas “naturales” direc­tas, sino por la intervención irresponsable del ser hu­mano: lo sabemos ya.Pues no es preciso ser científico, ni siquiera experto en la materia para saber que si se arroja durante más de un siglo trillones de toneladas de partículas a un espacio ce­rrado limitado y aun relativamente ventilado como es la biosfera, ha de llegar la saturación y el enrarecimiento de la “estancia”, con las correspondientes efectos en el clima y en las corrientes de aire hasta bloquearlas alterando profundamente las condiciones existentes hasta entonces”

    grenpeace.com : Veranos cinco semanas más largos, aumento de las noches tropicales, olas de calor más largas e intensas, incremento de la temperatura del agua del Mediterráneo y avance de la desertificación. Estas son algunas de las conclusiones de la Agencia Estata del Cambio Energético al decir que , el 70% de la población, ya se están viendo afectados por los impactos del cambio climático, según estos datos. Quienes peor salen parados son los habitantes de las zonas costeras y las grandes ciudades, las zonas más vulnerables al cambio climático

    https://mail.google.com/mail/u/0/?tab=wm#trash/FMfcgxwBWTGgdVczNKGxFfmkfPRxsHXt

    Ignacio Cayetano : La subida del nivel del mar amenaza el Patrimonio de la HumanidadV. enecia, Ferrara, Tiro, Éfeso… Un estudio de la Universidad de Kiel alerta de los efectos irreversibles que el aumento del nivel del mar tendrá en alguno de los lugares protegidos por la Unesco en el litoral mediterráneo

    https://ethic.es/2019/03/cambio-climatico-patrimonio-humanidad/

    Eldiario.es: El gobernador de California urge a luchar contra el cambio climático pese a Trump

    https://www.eldiario.es/sociedad/gobernador-California-luchar-climatico-Trump_0_707629614.html

    Francesc Peiron : La gran tragedia californiana. Al menos 44 muertos y 200 desaparecidos por el fuego, que arrasa 6.700 casas

    “En rueda de prensa, el gobernador matizó que tanto a nivel federal como estatal se debe mejorar en la gestión forestal, pero sostuvo que el cambio climático es la gran fuente de este problema. “Aquello que lo niegan están contribuyendo a estas tragedias de las que estamos siendo testigos y continuaremos viendo en los próximos años”, lamentó Brown. Su estado lleva varios años padeciendo unos prolongados periodos de sequía, de récord. Esta circunstancia, junto a un incremento de las temperaturas, así como la construcción de viviendas cada vez más cerca de las zonas boscosas, han llevado a que los fuegos sean más destructivos y mortales. En tanto que California, oficialmente, sale de una sequía de cinco años, dos tercios de la zona norte del estado pasan por un periodo extraordinariamente seco”

    R.Pérez: Siete argumentos que niegan el cambio climático (y sus respuestas científicas.  En un manifiesto publicado en 2014, numerosos científicos pedían que no se llamase “escépticos” a los que dudan del cambio climático, sino “negacionistas”, igual que los que dudan de la evolución

     

    http://www.elconfidencial.com/tecnologia/2015-11-30/siete-argumentos-de-los-negacionistas-del-cambio-climatico-y-sus-respuestas-cientificas_1109578/

    Antonio Cerrillo : Calentamiento imparable.  Una cuarta parte del planeta sufre ya subidas superiores a la meta de
    https://www.lavanguardia.com/natural/cambio-climatico/20180220/44929332148/informe-onu-calentamiento-global-temperatura-emisiones-gases.html

     

     

    AlbertoBarbieri : ¿Quién niega aún el cambio climático?

     

    http://www.lavanguardia.com/natural/20160201/301819139997/negacionistas-cambio-climatico.html

     

    Gerard Parés: Desde que se postuló como potencial candidato a la presidencia, Donald Trump ha mostrado activamente su escepticismo ante la existencia del cambio climático, la influencia que el hombre pueda tener en él y la utilidad de las políticas de mitigación de la era Obama. Trump ha condenado las políticas de la Agencia de Protección Ambiental (EPA), aseguró que el calentamiento global era una farsa inventada por China para reducir la productividad de la industria americana y prometió retirar a Estados Unidos del acuerdo de París

     

    http://www.lavanguardia.com/natural/20170117/413416608508/efectos-gobierno-donald-trump-lucha-cambio-climatico.html

    Anton Uriarte: Por que no creo en el Cambio Climático?

     

    https://blogsl2n.wordpress.com/2016/04/27/anton-uriarte-porque-no-creo-en-el-cambio-climatico/

     

    wikipedia.org : The Great Global Warming Swindle  es un polémico documental que sugiere que la opinión científica sobre el cambio climático antropogénico es influenciada por factores financieros y políticos, cuestionando si en realidad existe un consenso sobre el calentamiento global provocado por el hombre

    https://es.wikipedia.org/wiki/La_gran_farsa_del_calentamiento_global

     

    Francesc Pierón: Rusia acecha a Trump por el Ártico. El cambio climático que niega el presidente puede beneficiar a Moscú.

     

    http://www.lavanguardia.com/internacional/20170327/421219896010/rusia-acecha-trump-artico.html

    Cristina Pereda: Trump entierra la lucha contra el cambio climático de Obama. El presidente abandona el objetivo de reducir las emisiones contaminantes y recupera la explotación de energías fósiles

     

    http://internacional.elpais.com/internacional/2017/03/28/estados_unidos/1490726610_971217.html

     

    Carlos Fresneda: Trump planea sacar a EEUU del Acuerdo del Clima de París

    http://www.elmundo.es/ciencia/2016/11/13/5828b638ca474120718b462f.html

    Carlos Fresneda: Trump nombra a un escéptico del cambio climático para dirigir la agencia medioambiental

    http://www.elmundo.es/ciencia/2016/12/08/58494d95e5fdea24388b45fe.html

    Lavanguardia.com : Scott Pruitt, nombrado por Donald Trump como máximo responsable de la Agencia de Protección Medioambiental  de Estados Unidos, vuelve a la carga con sus tesis negacionistas de la responsabilidad de los humanos en el cambio climático. En unas declaraciones a laNBC , Pruitt afirmó  que no cree que la acumulación de CO2 en la atmósfera, provocada por actividades humanas  sea la causa principal del actual cambio climático

     

    http://www.lavanguardia.com/natural/20170310/42743357214/scott-puritt-niega-co2-causa-cambio-climatico.html

     

    Javier Gilsanz:  La mayor incertidumbre sobre el Acuerdo de París y el futuro del Clima es la victoria de Donald Trump en EEUU. El nuevo presidente niega el Cambio Climático (“es un cuento”, ha dicho) y durante la campaña electoral prometió cancelar la firma del Acuerdo de París y no pagar lo prometido al Fondo verde del Clima (Obama comprometió 3.000 millones de dólares para 2020, de los que ya depositó 500 millones en marzo de 2016). Y además, Trump es un firme defensor de la industria petrolera, el fracking, el carbón y el gas,

     

    http://economiaaloclaro.blogspot.com.es/search/label/cambio%20clim%C3%A1tico

     

    “Pero hay otras incertidumbres, en Europa, que tiene en 2017 elecciones decisivas en Francia, Alemania, Holanda y Austria (quizás también en Italia). Y en muchos paises, los partidos populistas y la extrema derecha atacan las políticas contra el Cambio climático, porque creen que perjudican a la industria y al empleo. Es lo que acaba de pasar en Alemania, cuya ministra de medio Ambiente ha ido a la Cumbre de Marrakech con un compromiso medioambiental que rebaja sus pretensiones anteriores, por presiones empresariales y sindicales: prometen ahora rebajar las emisiones de CO2 de la industria en un 20% para 2030 (sobre 2014), cuando anteriormente habían hablado de recortes del 30%. Y esto es más preocupante porque Europa es la zona líder en la lucha contra el Cambio climático, habiéndose comprometido en París a recortar sus emisiones un 40% para 2030 (EEUU, China y la mayoría prometieron recortar menos del 30%) y un 80/95% para 2050”

     

    Enrique Dans: En su reciente visita a Detroit para reunirse con la industria del automóvil, a Donald Trump no se le ha ocurrido otra cosa que anunciar la eliminación de las medidas de control de emisiones instauradas por Barack Obama para combatir el cambio climático. Según su lógica, se trata de una medida para “beneficiar a la industria” para que pueda ser más competitiva y genere más puestos de trabajo, unos puestos de trabajo que sabemos perfectamente que no van a volver jamás, porque simplemente ya no existen nada mas que en su cabeza. Para una persona que no solo niega el mayor problema actual de la humanidad, el cambio climático, sino que además cree que es simplemente “un invento de los chinos“, la cuestión suena a lógica aplastante: elimino restricciones, y la industria será más competitiva.

    https://www.enriquedans.com/2017/03/trump-tecnologia-y-medio-ambiente.html?utm_source=feedburner&utm_medium=email&utm_campaign=Feed%3A+ElBlogDeEnriqueDans+%28El+Blog+de+Enrique+Dans%29

     

    Javier Salas: El cambio climático causado por los humanos no es una creencia, un engaño o una conspiración. Es una realidad física”. La élite científica de EE UU ha decidido hacer frente a las intoxicaciones de Donald Trump, quien llegó a decir que el calentamiento global era un bulo inventado por los chinos. Y con esa frase arranca una carta abierta que han firmado 375 científicos de primer nivel reclamando al candidato republicano a la presidencia que se baje de esa burra y, a su vez, alertando de las terribles consecuencias que tendría votar a Trump para que ocupe el despacho oval con su actual programa

    http://elpais.com/elpais/2016/09/21/ciencia/1474466455_828451.html

    ecoportal.net/Eco : Las 10 consecuencias más graves que producirá el Cambio Climático

     

    http://www.ecoportal.net/Eco-Noticias/Las_10_consecuencias_mas_graves_que_producira_el_Cambio_Climatico

    Eldiario.es: Los efectos del cambio climático en el mundo, en siete gifs

    https://www.eldiario.es/rastreador/evidencia-avance-climatico-ultimas-decadas_6_832626742.html

     

    El Sáhara ahora es más grande que hace menos de un siglo / Yale Environment 360

    Explicar el cambio climático y convencer a los escépticos es una batalla diaria de los que quieren advertir de la situación del planeta. Se ha hecho de numerosas maneras, como mostrando fotografías del antes y el después, con gráficos o alertando de los porcentajes perdidos de glaciares o de subidas del nivel del mar. Las llamadas zonas climáticas, como lo que rodea a los trópicos o el propio Sáhara, también han cambiado de manera notable en las últimas cuatro décadas. Algo que se ve muy bien en formato gif.En un análisis publicado por Yale Environment 360, se puede ver qué ha ocurrido en siete puntos del planeta en los últimos 40 años. Una situación que afecta a las plantaciones de trigo australianas o a los que viven en zonas que antes no tenían que temer el paso de un tornado. Para ello, se centran en sitios que van del llamado permafrost al meridiano 100. Y esos cambios los han presentado en un formato que permite ver al instante cuál era la situación entonces y cuál ahora.

    Los cambios en los cinturones de los trópicos

    En la proyección basada en la celda de Hadley, el contorno que rodea a los trópicos de cáncer y de capricornio ha crecido hasta 70 millas en los últimos 30 años. Concretamente, su extensión está provocada por el movimiento del borde entre 0,2 y 0,3 grados de latitud cada década desde 1980.Esto provoca que hasta países que están mucho más al norte del trópico de cáncer, como Reino Unido o Alemania, acaben siendo más secos. Además, países del este mediterráneo ya han empezado a experimentar este nuevo escenario, al sufrir en 2016 la peor sequía en 900 años. Además, provoca que las regiones que están bajo el ecuador estén viendo como este área se reduce.La contaminación asiática, el agujero de la capa de ozono o los gases invernaderos están detrás de esto.

    Más Sáhara en menos de un siglo

    El desierto más grande del mundo sigue creciendo. Como demostraron dos científicos de la Universidad de Maryland en un estudio publicado por la American Meteorological Society, el Sáhara tiene un 10% más de extensión en la actualidad con respecto a 1920. El crecimiento ha sido tanto por el norte como por el sur, lo que afecta una vez más a países pobres, que tendrán aún más complicado poder producir comida para sí mismos.El mejor ejemplo en este caso es el de Libia, que ha pasado de no tener casi desierto a tenerlo prácticamente encima.

    El Meridiano 100 se mueve al este

    Estados Unidos está experimentando como sus zonas secas van creciendo hacia el este. La culpa la tiene el movimiento del Meridiano 100 oeste, que en su momento sirvió para separar el territorio más seco del resto. Pero en 20 años, la línea que lo delimitaba se ha quedado obsoleta. En total, se ha desplazado 140 millas. Los motivos son varios, pero destacan el aumento de las temperaturas que causa un repunte en la evaporación del suelo. El problema es que no parece que vaya a dejar de moverse, como avisó el científico Richard Seager.

    Los tornados también se van al este

    El llamado “cinturón de tornados” ya no preocupa solo a Texas o Dakota del Sur. Ahora, en Tennessee y Alabama también tienen que estar preocupados por este fenómeno. En solo 30 años, esa “zona cero” de tornados se ha movido 500 millas al este. Esto ha permitido a Oklahoma sufrir un 45% menos de estos. Una cifra alentadora para ellos, pero que solo se ha trasladado hacia Alabama, que vive un 48% más. Mientras que en Tennessee han doblado los días de azote, al pasar de 14 a 28.

    Zonas de plantación “hardiness” desplazadas

    Las bautizadas como “hardiness zone” son zonas clasificadas en base a la temperatura que tienen y que determinan qué se puede o debe plantear en ciertos meses del año.  Estados Unidos tiene hasta 26 divididas en 13 categorías, lo que sirve de guía a los agricultores para saber a qué atenerse ante las cosechas de cada año.En 2012, se comprobó que la mitad de los sectores eran más cálidos que lo que eran antes. Es decir, que la división de cada una que motivaba que soportasen mayores temperaturas se desplazó al norte. Paradójicamente, y aunque la culpa sea del cambio climático, esto puede beneficiar a ciertos cultivos. Pero también lo hace con las plagas.

    El “permafrost” pierde territorio

    La situación del Ártico es el síntoma más evidente de lo que supone el cambio climático. El aumento de las temperaturas y la consecuente descongelación tienen en alerta a toda la comunidad científica, que ha avisado de que se camina hacia una situación irreversible. El permafrost, que es un suelo que puede llevar congelado hasta miles de años, y que es una capa posterior a otras más superficiales sobre las que se puede desarrollar la vida, no se ha librado del fenómeno.Su particularidad hace que no existan tantos estudios previo sobre la situación en la que estaba años atrás. Pero uno de los últimos que se hizo en Canadá ofrece un dato que se puede definir como aterrador: su temperatura está creciendo entre 1º y 2º cada década. El experto en este campo Kevin Schafer ha avisado de que ese cambio es “extremadamente rápido” en este ámbito.Sobre el mapa, la pérdida es de 80 millas hacia el norte en los últimos 50 años. Y que vaya perdiendo terreno no solo afecta a la vida de los millones de personas que viven encima del mismo: también es una reserva de gases y minerales imprescindibles. Y si se destruye, ya no estarán.

    El trigo australiano, en peligro

    La combinación de escasez de lluvias y aumento de temperaturas lleva años afectando a numerosos cultivos. Uno de los que más lo ha sufrido es el trigo australiano, que es el que más se exporta junto al canadiese, el ruso y el estadounidense.Que el ambiente sea más seco ha provocado que los cultivos pierdan gran parte de su superficie, y que además se muevan hacia el sur. Hasta ahora, los agricultores australianos han logrado salir adelante ajustando sus producciones. Algo que han logrado a pesar de perder el 27% de su cosecha potencial. Pero todo tiene un fin, y los expertos apuntan a 2040 como el año en el que se notarán más los efectos del desastre”

    Antonio Cerrillo : El Ártico alcanza su extensión mínima de hielo en un invierno

    http://www.lavanguardia.com/edicion-impresa/20170324/421132367151/el-artico-alcanza-su-extension-minima-de-hielo-en-un-invierno.html

    Sara del Rio: ¿Cuáles son las consecuencias del deshielo del Ártico?

    http://www.antena3.com/especiales/noticias/ciencia/hazte-eco/-informativo/cuales-son-consecuencias-deshielo-artico_2016062400575.html

     

    ElMundo.es : El deshielo de los polos desplaza el eje de rotación de la Tierra al Este

    http://www.elmundo.es/ciencia/2016/04/11/570b7d7d46163f6a718b45ed.html

     

    Daniel Ventura: ¿Por qué se rompe Larsen C en La Antártida?

    http://www.huffingtonpost.es/2017/01/20/antartida-iceberg-larsen_n_14288956.html

    Rafael Mendez : El cambio climático abre el legendario Paso del Noroeste. La ruta más directa entre los océanos Atlántico y Pacífico a través del Paso del Noroeste se ha quedado abierta por primera vez desde que la zona comenzó a ser observada hace casi 20 años por  la Agencia Europea del Espacio

     

    http://elpais.com/diario/2007/09/16/sociedad/1189893609_850215.html

    Santiago Delgado : Espectacular vídeo del crucero  Crystal Serenity por el Paso Noroeste

    https://cruceroadicto.com/crystal-serenity-por-el-paso-noroeste.html

    Paco Nadal : La compañía de cruceros norteamericana Crystal ofertaba este verano el primer crucero de lujo por el mítico Paso del Noreste aprovechando la reducción de la capa de hielo que lo aprisiona debido al cambio climático. Los pasajes se agotaron en tres semanas. Pero algunos científicos han calificado el viaje de “perverso” y de “turismo de extinción”. ¿Es ético un crucero así?. La verdad, no sé si será ético o no. Lo que sí sé es que imparable

    http://elpais.com/elpais/2016/05/23/paco_nadal/1463998719_146399.html

    “No sé si será ético o no un crucero por el Paso del Noroeste. Pero yo mataría por estar a bordo de ese barco y descubrir desde la cubierta los territorios extremos en los que desapareció la expedición de Franklin y extasiarme aún más imaginando la epopeya de Roald Amundsen para atravesarlo por primera vez en 1906 en un pequeño barco atunero. Empieza a hartarme la manía de estigmatizar el turismo y achacarle todos los males. Siempre he defendido que el turismo de masas hay que regularlo, porque desbocado es peor que Atila. Pero de ahí a calificarlo de “turismo de extinción”vaun trecho”

    Jesus Fernandez Villaverde: El cambio climático y la política económica

    http://nadaesgratis.es/fernandez-villaverde/el-cambio-climatico-y-la-politica-economica

    Daniel Iriarte: El sombrío futuro que prevén los servicios de inteligencia de EEUU (con guerra incluida). Víctimas del cambio climático y la destrucción del empleo por la automatización, crecerá la población joven de países pobres emigrando a estados ricos, donde se les rechaza.

    http://www.elconfidencial.com/mundo/2017-01-18/informe-tendencias-inteligencia-estados-unidos-proximos-cinco-anos-futuro-sombrio_1317295/

    Anxo Sanchez:  Buscando culpables del cambio climático

    http://nadaesgratis.es/anxo-sanchez/buscando-culpables-eventos-extremos-y-cambio-climatico

    “De  hecho, estamos en el punto en que, de acuerdo a un informe publicado por la National Academy of Science de los Estados Unidos, ya no se puede afirmar de manera general que ningún suceso individual se puede atribuir al cambio climático.

    Así, desde principios de esta década la American Meteorological Society publica un boletín anual con trabajos sobre eventos climáticos concretos. En 2011, el boletín contenía seis contribuciones; el último número publicado, referido a eventos de 2014, discute 28 eventos con trabajos de 32 grupos de investigación (véase en la figura a continuación el mapa de los eventos estudiados). Los análisis concretos que se presentan en cada uno de los intentos de atribución de causas dependen del evento en concreto y de los datos y modelos disponibles.

    ¿Qué tipo de conclusiones producen estos trabajos? .Aquí van algunos ejemplos:

    • Nuestro análisis del registro de 134 años de temperaturas invernales indica que un invierno tan duro como el observado en el Great Upper Midwest [básicamente el entorno de los Grandes Lagos] hubiera ocurrido una vez cada 10 años a finales del siglo XIX, pero es extraordinariamente poco probable a principios del siglo XXI. El motivo es el calentamiento generalizado desde 1881, cuya causa principal parece ser el cambio en el forzamiento radiativo externo. Demostramos además que el evento de 2013-14 no fue un síntoma de mayor variabilidad climática, dado que la serie histórica no muestra cambios en esta magnitud.
    • El forzado antropogénico pudo jugar un papel en el incremento de las precipitaciones de mayo a junio en la cuenca del Assiniboine [Canadá], mientras que la eliminación de los lagos pudo amplicar la respuesta al clima cambiante incrementando significativamente la probabilidad de inundaciones extremas como las de 2011 y 2014. La recuperación de dichos estanques podría ser una medida de mitigación/adaptación viable para minimizar futuros impactos del cambio climático en esta región.
    • El número anormalmente alto de tormentas de viento en el invierno de 2013-14 sobre el Atlántico noreste y las Islas Británicas no puede atribuirse a factores antropogénicos. Las condiciones de variabilidad ineranual interna naturales, muy apropiadas, y la combinación con las condiciones en el Pacífico norte, América del Norte y el Atlántico oeste, favorecieron el record de tormentas.
    • Corea del Sur sufrió su primavera más cálida y el verano más temprano en 2014, mientras que las temperaturas primaverales se han venido incrementando consistentemente durante los últimos 61 años. Esta tendencia en las temperaturas está fuera de la distribución de probabilidad de las simulaciones incluyendo solo factores naturales y pre-industriales. Concluimos que la probabilidad de temperaturas extremas en primavera como el evento de 2014 de ha incrementado de dos a tres veces debido a la influencia humana.

    ¿Cómo se hacen estos estudios? Hay dos métodos que hoy en día son comúnmente aceptados, si bien los esfuerzos de los investigadores van produciendo otros adicionales. El primero es llevar a cabo simulaciones de modelos climáticos con y sin cambio climático antropogénico. Luego se elige un índice apropiado, como por ejemplo la temperatura estacional media en una cierta región, y se calcula la probabilidad de exceder este índice con y sin cambio climático. De este modo, se puede ver en este trabajo (de revelador título: “Rápido incremento del riesgo de calor estival extremo en China oriental”) que el verano de 2013, el más cálido registrado en China, tiene una probabilidad de ocurrir 60 veces mayor como resultado del cambio climático antropogénico.

    El segundo método utiliza colectividades de modelos atmosféricos para muestrear la ocurrencia del evento extremo de interés (como el caso de las precipitaciones en una cuenca fluvial que pasan de un cierto umbral). De esta manera se puede comparar el período de repetición de eventos similares con y sin cambio climático y calcular como cambian las probabilidades. Esta técnica permitió ver que no hay evidencia de que el cambio climático haya hecho más probables las precipitaciones extremas en las cuencas del Danubio superior y el Elba, y en particular no parece haber sido relevante para el evento de mayo a junio de 2013.

    Es interesante observar que estos métodos de atribución no dan por supuesto ni siempre conducen a la conclusión de que la influencia de las actividades del hombre es la responsable del aumento del riesgo o de la intensidad de uno u otro fenómeno meteorológico extremo. De hecho, ya hemos visto a lo largo del post dos ejemplos en los que no se aprecia efecto del cambio climático en algunos casos. Cuidado, amigo lector, que eso no quiere decir que no exista, sólo que los métodos de atribución que se utilizan no permiten concluirlo. En otras investigaciones, las conclusiones son que el cambio climático no afecta de manera directa a un evento extremo, pero que sí afecta a los factores que lo controlan. Es decir, no sólo se está intentando encontrar al culpable ¡sino que se está analizando su modus operandi!

    En todo caso, como muestra la figura que aparece a continuación, tomada del informe citado de la National Academy of Sciences, no se tiene la misma confianza en atribuir causas a unos fenómenos que a otros, por una serie de razones.

     

    La confianza en la atribución de causas a eventos extremos es mayor cuanto mayor (más largo y detallado) es el registro histórico de las observaciones, permitiendo situar al evento en un contexto histórico apropiado; cuando se sabe simular adecuadamente ese tipo de eventos en modelos del clima, y cuando son puramente meteorológicos, es decir, no vienen afectados por infraestructuras or por acciones de gestión de recursos naturales. Cuando intervienen factores no meteorológicos, las predicciones empeoran, y esto ocurre particularmente en los casos de sequías e incendios forestales. También es importante aclarar que las respuestas que proporcionan estos métodos no son completamente deterministas (“A es la causa de B sin lugar a dudas”), sino que las preguntas que se intenta responder son más bien de otro tipo:

    • ¿Son los sucesos de esta intensidad más o menos probables debido al cambio climático?
    • ¿Hasta qué punto se intensificó o debilitó una tormenta, o la precipitación aumentó o disminuyó, debido al cambio climático?

    Es decir, una vez más, la ciencia de la atribución, como ya se va llamando, se centra por ahora en el estudio de modificaciones en el riesgo y en la intensidad. En ningún caso se deben utilizar estudios de sucesos individuales para extraer conclusiones generales sobre el impacto del cambio climático en categorías generales de sucesos; los resultados se refieren sólo al evento concreto estudiado, y nada más.Resumiendo, pues, estamos pasando rápidamente de una situación en la que la respuesta científica a preguntas sobre el papel del cambio climático en un evento extremo era “no podemos atribuir ningún evento individual al cambio climático” a otra en la que a menudo es posible obtener resultados cuantitativos sobre la influencia del cambio climático o de otros factores, como la variabilidad natural, en sucesos concretos o en tipos de suceso”

     

     

    divulciencia.blogspot.com:El Cambio Climático

    http://divulciencia.blogspot.com/2019/04/cambio-climatico.html?utm_source=feedburner&utm_medium=email&utm_campaign=Feed%3A+blogspot%2FEflLy+%28Divulgaci%C3%B3n+de+la+Ciencia%29

     
    Ciclos de Milankovitch

    De una tira de Quino:

    Mafalda, su hermanito Guille y su amigo Felipe están sentados en una puerta en un día de mucho calor.

    Felipe: ¡Mecacho, qué calor hace!

    Guille: Ez pod el gobiedno, ¿veddad?

    Mafalda: No, Guille, es por el verano.

    Y volviéndose a Felipe, añade:

    Mafalda: El pobre todavía no sabe repartir muy bien las culpas.

    Oído en las noticias de una emisora de radio en junio de 2017, con ocasión de una semana muy calurosa:

    Locutora: La causa del calor que estamos pasando es el cambio climático.

    Como Guille, esta locutora (o quien le escribió lo que tenía que decir) no sabe repartir muy bien las culpas.

    El cambio climático es un hecho que nadie pone en duda. Es evidente que en las últimas décadas se han producido algunos cambios en el clima mundial: la temperatura media del planeta está subiendo; los glaciares retroceden; los hielos polares se funden; la distribución e intensidad de los fenómenos meteorológicos extremos (borrascas y huracanes) cambia. Lo que hay que descubrir es la causa de estos fenómenos. Respecto a esto, hay dos teorías principales:

     

    1.- La situación actual es consecuencia de una combinación de ciclos naturales en la evolución del clima de nuestro planeta. Entre dichos ciclos se pueden mencionar los siguientes:

    A.-Ciclos de Milankovitch, consecuencia de alteraciones periódicas en la órbita de la Tierra que hacen cambiar la cantidad de radiación solar que recibe. Esos cambios, que afectan la excentricidad de la órbita, su oblicuidad y su precesión, tienen lugar con periodos de miles de años, pero la combinación de varios ciclos con periodos diferentes puede dar lugar a cambios perceptibles en plazos mucho más cortos.

    B.-Ciclos solares, que afectan a la cantidad de energía que emite el sol, y por lo tanto a la que recibimos de él. El más conocido es el ciclo de 11 años de las manchas solares, de muy corta duración, pero también hay otros que se superponen. Un detalle curioso es que la desaparición casi total de las manchas solares que tuvo lugar entre 1650 y 1700 coincidió con un tiempo de fríos anormales, que se ha venido a llamar la pequeña edad de hielo.

    1. 2.- La situación actual es consecuencia de la actividad humana. Entre estas causas se pueden destacar las siguientes:

    C.- La concentración de CO2 en la atmósfera, que ha pasado de 290 a 370 partes por millón entre los años 1850 y 2000. Como se sabe, el dióxido de carbono es uno de los gases que pueden provocar un efecto invernadero, absorbiendo y acumulando en la atmósfera energía solar que en su ausencia sería expulsada hacia el espacio exterior. Un ejemplo espectacular de este efecto es el planeta Venus, cuya atmósfera, compuesta principalmente de nitrógeno y dióxido de carbono, tiene en la superficie una presión 90 veces mayor que la de la Tierra y una temperatura de unos 470ºC, mayor que la de Mercurio y capaz de fundir el plomo. (Véase mi novela de ciencia-ficción Descenso al infierno de Venus, que puede descargarse gratuitamente de mi web).

    D.- El consumo continuo y creciente de energía. En otro artículo de este blog señalé que su aumento ha pasado, de ser exponencial, a ser aproximadamente lineal. O sea, que estamos ya en la parte lineal de la curva logística, como ocurre con el aumento de la población. Las previsiones de la ONU indican que el aumento de la población mundial alcanzará probablemente un máximo entre los años 2050 y 2100. Podemos esperar, en consecuencia, que el aumento del consumo de energía ta  mbién se ralentic  e hacia las mismas fechas.

    ¿Cuál es la causa más probable del cambio climático? En mi opinión, una combinación de ambas. En cualquier caso, si nuestra acción podría ser una de las causas del fenómeno, debemos hacer algo para controlarla. Tenemos el ejemplo muy reciente del agujero en la capa de ozono, que se consideró consecuencia de la acción de los clorofluorocarburos (CFC), utilizados masivamente en aplicaciones industriales y domésticas durante algún tiempo, cuya prohibición casi total desde 1989 (Protocolo de Montreal) ha conseguido poner un freno al menos parcial al deterioro de la capa de ozono.

    Una cuestión diferente es si el uso de energías renovables servirá para detener los posibles efectos de la influencia humana sobre el cambio climático. La respuesta a esta pregunta es sí y no. Si se detiene el consumo de combustibles fósiles, disminuiría la cantidad de CO2 que enviamos a la atmósfera. Pero las energías renovables, por sí solas, también causarían un aumento de la temperatura global del planeta. Se ha calculado que, si toda la energía que se consume ahora mismo en los Estados Unidos se obtuviera de instalaciones de energía eólica, la temperatura de su superficie aumentaría en 0,24ºC. No se puede conseguir algo a cambio de nada”

     

    Domingo Soriano : Cuatro cifras que sí deberían conocer los manifestantes contra el Cambio Climático

    https://www.libremercado.com/2019-03-17/domingo-soriano-cuatro-cifras-que-si-deberian-conocer-los-manifestantes-contra-el-cambio-climatico-87437/

    “El  caso es que van de rebeldes y de antisistema, pero no hay nada más sistema ahora mismo que una manifestación contra el cambio climático. Porque se quejan de los políticos, pero han comprado el 100% del mensaje que les vende la organización más política-burocrática-elitista que podamos imaginar: la ONU. La propaganda que estos tipos han diseminado (y que ha calado muy fuerte entre los jóvenes, en esto hay que felicitar a los alarmistas) se resume en tres puntos:

    *la Tierra está en un peligro extremo; el ser humano es el culpable; y el crecimiento económico, la razón que se esconde tras ese riesgo que amenaza a la humanidad y (todavía más importante, por lo que parece) al resto de las criaturas del planeta.

    *Todo es mentira. Y todo sirve a oscuros intereses económicos. Para empezar, los de los trabajadores de los organismos internacionales que organizan saraos como el que esta semana ha tenido lugar en la capital de Kenia.Cuando digo que todo es mentira no me refiero a cuestiones climáticas. Eso lo dejo a los científicos. Sobre todo, a los que miran al pasado con perspectiva y los que miran al futuro conscientes de sus propias limitaciones y, al mismo tiempo, de la enorme capacidad de la especie humana para superar los desafíos que se le han ido presentando.

    *Lo falso es lo otro. La imagen de un planeta envuelto en humo (“Dejadme respirar” decían algunas pancartas) y al borde del desastre ecológico. La idea de que el crecimiento económico es insostenible; de que los millones de seres humanos que nacen cada día suponen un problema; de que no podemos permitirnos su entrada en la clase media y su equiparación a los patrones de consumo occidentales; de que está mal comer animales (en lo que se mezcla un extraño panteísmo posmoderno y un creciente desprecio de la dignidad y valor del ser humano); o de que debemos renunciar a nuestra forma de vida porque no podemos permitírnosla.

    Hace ya más de 200 años que el reverendo Thomas Malthus inició el ciclo de predicciones catastrofistas. Todas se incumplieron. Todas fallaron. Pero los que las hicieron nunca cejaron. No es que no pidieran perdón (que no lo hicieron). Es que cada error fue seguido de nuevas advertencias. Si de verdad la ONU quiere contribuir a que estos jóvenes conozcan el mundo y la economía a la que ahora se incorporan como adultos, lo que les debería enseñar son otros datos. No lo harán. Por dos razones: en primer lugar, porque su sueldo y su poder actuales dependen de negarlos; y en segundo, porque su sueldo y su poder futuros dependen de que los chicos que este viernes llenaban nuestras calles se crean de verdad que les necesitan para algo.

    1.) 605$ – 1.100 millones de habitantes

    El primer par de cifras que todos los jóvenes deberían tener en la cabeza. Son la renta per cápita en 1820 (fuente, OCDE Better Life) y el número de habitantes del planeta en aquel año. Sí, en aquel momento, y a pesar del incremento de la riqueza en Europa tras unos siglos de crecimiento económico y con la Revolución Industrial dando sus primeros pasos, la renta per cápita mundial era de 605$ (en dólares reales de 2010), apenas lo mínimo para alcanzar el nivel de supervivencia.

    Es decir, los poco más de mil millones de habitantes que poblaban el planeta no eran capaces de producir más allá de lo necesario para sobrevivir.

    En 2015, la población mundial rondaba los 7.300 millones de personas. Y la renta per cápita mundial ya supera los 10.000 dólares. Somos muchos más y somos mucho más ricos. Sí, el ser humano ha sido capaz no sólo de generar riqueza, sino de que esa riqueza llegue cada vez a más población. El número de personas que vive en extrema pobreza cae cada año (si hay un gráfico que todos esos jóvenes deberían tener en la cabeza es éste, de Our World in Data). La idea de que el mundo va cada vez peor es mentira.

    Y el crecimiento de la población no sólo no es malo, es que es una gran noticia. De hecho, el principal motor del crecimiento no son los recursos naturales, es la imaginación del ser humano: esos niños africanos que se ven en las fotos no son sólo bocas que alimentar, como parece leyendo los informes de esos organismos internacionales (en teoría muy solidarios, en la práctica muchos de ellos rozan la eugenesia), sino potenciales empresarios, científicos, comerciantes… que nos ayudarán en los retos que se nos presenten en los próximos años.

    2.) 123.484 ktep

    Ésta es la cantidad de energía primaria que consumió España en 2016 según la última edición de La energía en España, el anuario que publica el Gobierno (en términos de consumo de energía final fueron 81.550 toneladas equivalentes de petróleo – ktep).

    Probablemente, el dato no les diga demasiado, como a mí. Así que sería interesante que esos expertos se lo explicaran a los jóvenes. Por ejemplo, que les dijeran que nuestro país, como la mayoría de los países ricos, consume menos energía ahora que hace 10 años. Por ejemplo, si hablamos de consumo de energía primaria, hemos pasado de las 147.359 ktep de 2007 (el pico máximo) a esas 123.484 ktep. Y no es por la crisis. Ése pudo ser un factor en los primeros años. Pero ahora la razón fundamental es la mejora constante en la eficiencia energética.

    Desde que comenzó el siglo (en realidad desde antes, pero ahora se ha acelerado la tendencia) hemos mejorado casi año a año nuestros indicadores de eficiencia energética. Es decir, necesitamos consumir menos para generar un punto extra de PIB. Así, los datos del Ministerio sobre Intensidad energética nos dicen que hemos pasado de 143,6 tep/millón de € en el año 2000 a 112,0 tep/millón de € en el 2016.

    Además, esa mejora en el uso de la energía ha venido acompañada, como no podía ser de otra manera, de un cambio en el mix: las energías más contaminantes (carbón y petróleo) han pasado de suponer más del 60% del consumo de energía primaria a apenas superar el 50% (y el gas natural aporta un 20% más). Mientras, las energías limpias -todas las renovables, la nuclear y la hidráulica- incrementaban su peso en el reparto energético.

    Y en esto no estamos solos. La demanda primaria de energía está cayendo en los países de la OCDE al mismo tiempo que mejora la eficiencia en el uso de esa energía (datos en el informe sobre eficiencia energética de la IEA).

    Esto debería ser un recordatorio de que no es la pobreza ni el estancamiento económico lo que generará un mundo más limpio, sino la riqueza. Son la tecnología y la imaginación del ser humano las que nos proporcionarán las herramientas para mantener nuestro nivel de vida limitando las emisiones y sus efectos negativos (que los hay, aunque menos importantes que los positivos). De hecho, ya lo están haciendo.

    Todas esas novedades que tanto reclaman los manifestantes de esta semana, desde las energías renovables hasta el movimiento ecologista, son producto de la riqueza y el desarrollo económico. No sólo nuestro mundo es sostenible (en muchos aspectos, más que el de nuestros antepasados agricultores, que arrasaban con lo que se les ponía por delante para obtener nuevas tierras de cultivo), sino que lo es y lo será cada día más gracias al crecimiento que, en buena parte debemos agradecer a la Revolución Industrial y al uso de la energía.

    3.) 123.484 ktep

    No, no es un error. Es la misma cifra del anterior epígrafe. Pero ahora, lo que la ONU debería explicar a los jóvenes españoles no es que consumamos menos energía que hace 10 años. Ahora debería ir a los números absolutos.

    Porque esos 123.484 ktep son ordenadores que se encienden, quirófanos que se ponen en marcha, escuelas que se calientan en invierno, aviones que nos llevan de vacaciones, ropa que nos compramos… Consumir energía no es malo, como no lo es el crecimiento que lleva aparejado. La esperanza de vida en España ha crecido más de 40 años desde comienzos del siglo XX. ¿Qué pensamos? ¿Que la energía no tiene nada que ver con esto?

    De todos los equívocos relacionados con el medioambiente el más dañino es el que demoniza nuestro actual estilo de vida y, al mismo tiempo, idealiza el de nuestros abuelos pre-industriales. Pues no. La vida en 1800 era más corta, brutal, violenta, injusta, desigual… que en 2019. Y la revolución tecnológica que trajo consigo la Revolución Industrial ha sido clave en la mejora de todos los indicadores de calidad de vida. Si nos ponemos en plan reduccionista, con uno de esos lemas facilones que tanto gusta usar en las manifestaciones, lo que hay que decir es que los coches son buenos; y el consumo de carne, también; y los aviones que no quiere usar la tal Greta, fantásticos; y el petróleo, una maravilla.

    A ver qué se creen todos esos que se manifestaban el viernes. Cuando leen proyecciones que dicen que 1 de cada 2 jóvenes nacidos en el año 2000 (es decir, ellos) llegará a los 100 años de vida (y lo harán), ¿cuál piensan que es la razón? Pues sí, las calorías que consumirán y la variedad de alimentos a los que tendrán acceso, la energía que soportará los avances tecnológicos que permitirán mantener el crecimiento económico, los derivados del petróleo con los que se producirán muchos de los aparatos que les curarán…

    4.) 1968

    La siguiente cifra es la de un año, 1968, que marca un punto clave y de no retorno de los profetas del catastrofismo. Hace ya más de medio siglo que el Club de Roma comenzó a equivocarse en sus predicciones. Hablaban entonces de “los límites del crecimiento” y, a pesar de que todos y cada uno de sus augurios han sido errados, ahí siguen, dando lecciones.

    Todos esos chicos que se manifestaban el viernes deberían saber que en los años 60-70, muchos de los que ahora les alertan sobre el calentamiento global hablaban de una nueva edad de hielo. Sí, los mismos. Y sin ruborizarse.

    En 1992, un grupo de 1.500 científicos firmaba una carta absurda y catastrofista, en la que alertaban de los riesgos de pobreza, hambre, guerras por recursos naturales, desabastecimiento en grandes zonas del planeta y destrucción medioambiental. Hoy, más de un cuarto de siglo después, ya sabemos que sus advertencias estaban equivocadas (lo explican de forma magistral dos de mis referencias en estos temas, por conocimiento, precisión y rigor: Daoiz Velarde en este hilo y Luis I. Gómez en Desde el Exilio):

    • mejoras sustanciales en lluvia ácida y en el tamaño del agujero de ozono (dos problemas con los que nos aterrorizaban en los 80, revisen las películas de aquellos años y que cada año van a mejor)
    • la contaminación está cayendo en todos los países ricos
    • el porcentaje de población mundial que tiene acceso a agua potable está por encima del 90% por primera vez en la historia (incluso en los países más pobres, la cifra está creciendo año a año)
    • el volumen de pesca en los océanos se ha estancado (gracias, en buena medida al incremento de las granjas de peces, que permiten un mayor consumo de un alimento muy rico en nutrientes como el pescado limitando a un tiempo la explotación marítima)
    • la producción de alimentos per cápita se ha disparado, así como el consumo de calorías, lo que ha traído aparejada un desplome de las tasas de desnutrición, sobre todo en las regiones más pobres
    • como decimos, la producción de alimentos se ha disparado, pero no lo ha hecho la superficie cultivada. Somos capaces de proporcionar sustento a una población creciente sin necesidad de incrementar en la misma proporción las tierras de cultivo (que fueron la razón, y no la industria, aunque casi siempre se oculte, de la reducción de la masa forestal en muchos países durante siglos)
    • la consecuencia de lo anterior es que la superficie cubierta por bosques en España (también en la mayoría de los países europeos) se ha doblado desde comienzos del siglo XX, pasando de menos del 10% a alrededor del 20% en la actualidad. En realidad, a nivel mundial, la superficie del planeta cubierta por zonas verdes ha aumentado en los últimos 20 años

    Con esto no quiero decir que el crecimiento no traiga retos aparejados. Y hay que enfrentarlos. De hecho, para la mayoría de los problemas hay soluciones relativamente fáciles y eficientes (y, por cierto, muchas no se ponen en marcha porque limitan el poder político): desde derechos de propiedad mejor definidos a tasas por contaminación bien individualizadas; incentivos para reducir los residuos o para investigar en nuevas tecnologías (por ejemplo, para limpiar los océanos de plástico o reducir las emisiones). La clave es pensar en el futuro, no en el pasado. Buscar soluciones que permitan más y mejor crecimiento económico y tecnológico, no que aboguen por limitarlo. Y no despreciar el papel de la iniciativa privada, también la de carácter altruista, normalmente mucho más eficiente que la burocrática.

    Pero siempre con un punto de partida: lo que debemos tener claro es que la visión de un mundo estático, en el que la tecnología no avanza y cada incremento de población o riqueza supone un incremento equivalente de contaminación, emisiones o degradación del medio ambiente es mentira. Pensemos en la Inglaterra del siglo XIX y su consumo de carbón: si alguien hubiera realizado una proyección a futuro y hubiera dicho “para mantener este crecimiento económico, con una población que se doblará en los próximos cien años [como así ha sucedido] necesitaremos un incremento del consumo de carbón de ¿?”. La cifra que hubiera debido ponerse en lugar de los interrogantes habría sido absurda, descomunal, insostenible. Habría supuesto la destrucción física de Gran Bretaña. Ahora sonreímos porque conocemos lo que ha pasado: sí ha habido crecimiento económico y sí ha habido crecimiento de la población, lo que no ha ocurrido es que los ingleses hayan seguido consumiendo energía como entonces. Ahora son más eficientes, han pasado de una sociedad industrial a una de servicios, han encontrado nuevas fuentes de energía menos contaminantes… Por qué pensamos que eso no ocurrirá en el futuro.

    La clave es qué habría que hacer para alcanzar ese futuro más verde, más próspero, más rico, menos pobre… Cuál es la receta. ¿La que se intuye tras los informes de la ONU que demonizan el crecimiento y a las sociedades más avanzadas? ¿O la que ha permitido la enorme (e inesperada) creación de riqueza de los últimos dos siglos?

    Cómo enfrentarse a los retos de ese crecimiento económico. ¿Con un catastrofismo paralizante, diciéndoles a los países más pobres que dejen de crecer o de usar las herramientas que tienen a mano para mejorar las vidas de sus habitantes? ¿O animándoles a que se parezcan a ese Occidente cada vez más eficiente, limpio y sostenible? ¿De verdad alguien piensa que lo ocurrido en los últimos 200 años está mal? ¿Ésa es la idea que queremos que tengan los chicos de 20 años? ¿Que se sientan culpables cuando viajen en avión o coman carne? Pues eso es lo que les estamos diciendo. Por eso celebran como “comprometida” a Thunberg: es el modelo en el que les dicen que tienen que mirarse. Todo por lo que nuestros antepasados lucharon (sí, también por comer más y mejor, por olvidar el hambre, por tener más variedad de alimentos sobre la mesa) ahora les decimos que está mal. Y lo llaman “futuro sostenible”. Es mentira, si hay algo que sería insostenible y que sí podría llevar a la humanidad a un enfrentamiento de consecuencias imposibles de prever… sería hacerles caso.

    El futuro sostenible, el de verdad, se llama capitalismo y globalización.

    Afortunadamente, no todo está perdido. Como nos contaba nuestra compañera Paloma Cuevas del dicho de las pancartas al hecho de sus propios actos, hay un enorme trecho. Por eso, al terminar la manifestación, muchos participantes se acercaron al McDonald’s a tomarse un buen (y es que está bueno, hay que reconocerlo) BigMac: quizás entre bocado y bocado alguno de ellos se dio cuenta de que como diversión para un viernes sin instituto puede valer… como proyecto de vida, les están vendiendo una estafa”

     

    Xavier Vives: Economía y cambio climático

     

    https://www.lavanguardia.com/opinion/20190320/461151178070/economia-y-cambio-climatico.html

    “Alexandria Ocasio-Cortez, la estrella ascendente de la izquierda del Partido Demócrata de Estados Unidos, propone un green new deal para combatir al mismo tiempo el cambio climático y la desigualdad. Franklin Delano Roosevelt propuso su new deal para salir de la Gran Depresión, consolidar la democracia liberal y limitar los excesos del capitalismo desregulado. El paralelismo es indudable. El objetivo es conseguir un 100% de energía limpia pronto y avanzar hacia emisiones netas nulas para el 2050. Para conseguirlo se necesitan grandes inversiones en infraestructuras energéticas y de transporte, y se plantean subsidios masivos para las industrias verdes, así como para la reconversión y formación de trabajadores. Se ha llegado a plantear incluso una garantía federal de empleo. Como suele ser usual en estos grandes proyectos, de momento los costes no están explicitados y no está claro cómo se va a pagar este programa, aparte de la afirmación de que lo van a pagar las rentas elevadas con fuertes subidas de impuestos.¿Cómo sugiere el análisis económico que se debe abordar el cambio climático? Empecemos tomando como dados los obje­tivos de contener la ­­­tem­peratura en un aumento de 1,5ºC en relación con el nivel preindustrial. Se plantean dos cuestiones: si el objetivo de suprimir las emisiones de CO2en el 2050 es factible, y el coste de la transición a este escenario. Estas cuestiones se debatieron recientemente en una jornada organizada por la Fundación Naturgy y el Iese. Según el panel sobre el cambio climático (IPCC), la producción de petróleo y gas debe bajar un 20% en el 2030 y un 55% en el 2050 para alcanzar el objetivo de contención de temperatura. Sin embargo, nos apoyamos todavía en un 85% en el consumo de combustibles fósiles y las majors petroleras predicen una expansión de demanda y producción de petróleo y gas de más del 10% para el 2030. Si a ello le añadimos la incertidumbre sobre la eficacia de las tecnologías para controlar emisiones (como las basadas en el hidrógeno y la captura del carbono), así como la reacción social a la subida de precios de la energía (como hemos visto de forma virulenta en el caso de los gillets jaunes en Francia), el panorama es complejo. Además, no hay consenso en cómo se debe diseñar el mercado eléctrico al encaminarnos a una situación de coste marginal de generación nulo pero que necesita inversiones en capacidad de producción. En efecto, las nuevas generaciones de tecnología renovable, como la eólica on shore y la fotovoltaica, están produciendo a costes cada vez más bajos, pero al mismo tiempo necesitan de tecnologías de generación convencional (como los ciclos combinados) para proporcionar la necesaria continuidad y flexibilidad a la oferta de electricidad”

    Mil gracias por la lectura y difusión de esta Agenda  de Prensa y no sean cándidos. No crean en las palabras y solo se fíen de los hechos 

     

    Manuel.portelap@gmail.com

    BOLETÍN DE SUSCRIPCIÓN A LA Www.agendadeprensa.org

    Hay dos procedimientos alternativos para suscribirse.

    La primera manera para   suscribirse es mediante    una transferencia periodica fija de 15 euros/mes a la C/C de  MANUEL PORTELA PEÑAS en la entidad bancaria

    kutxabank

    IBAN ES09

    2095 0334 8091 0306 8877

    La otra modalidad de suscripción  funciona mediante un recibo de 15 euros /mes que tramito mediante mi  banco contra la C/C del suscriptor. Para ello es imprescindible hacerme llegar el siguiente boletín de suscripción:

    Autorización de cargo en cuenta

    Nombre y Apellidos : XXXXXXXXXXXXXXXXXX

    NIF/CIF:   ZZZZZZZZZ

    Número de cuenta (20 dígitos): ZZZZZZZZZZZZZZZZZZ

    Enviar el cupón, debidamente relleno,  a la siguiente dirección:

    manuel.portelap@gmail.com

     

     

     

     

     

Calendario de artículos

abril 2019
L M X J V S D
« Mar    
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
2930  

Artículos anteriores