• Hace tiempo que el Gobierno Zapatero  dijo autoexigirse  el conseguir aprobar la reforma de la edad de jubilación antes de final de año.  Ante la duda, el sábado pasado   aceptó retrasar el acontecimiento hasta el 28 de enero, precisamente el día en el que, hace un año,  trascendiese que Zapatero  quería elevar hasta los 67 años  la vida activa de los españoles. Y ahora el PP ha conseguido  que el objetivo   se difumine  para acercarse ha las elecciones locales y autonómicas. La política trata de la gestión de los tiempos y sabiduría es  saber  del dicho que dice que “el dicho  al hecho hay mucho trecho”. Y mucho más cuando el líder/la lideresa está estresado/estresada por los acreedores/las acreedoras.

    Dicen los periodistas que  los ayudantes del jefe de Gabinete de Rajoy en  Génova ya están repartiendo Embajadas..  Por ejemplo  como ha hecho Berlusconi  con los tránsfugas del Olivo. Yo creo más bien está sucediendo lo contrario,    que Rajoy No quiere  forzar la convocatoria de elecciones para que  Zapatero  se cueza bien cocido  haciendo daño  a su base social  con   los ajustes impuestos por los acreedores y heredar así  «la casa lo más  medio limpia posible». No hay más que ver la cara de angustia de  los cargos socialistas en Ayuntamientos de importancia para entender que  la estrategia   puede ser, por puro contagio, más eficaz de lo esperado.   El sociólogo Arriola debe pensar   que ustedes  han de entender esa estrategia  como un tributo  necesario para que   se visualice cualquier tipo de recuperación económica  algo así como “si ellos se van, todo  lo malo desaparecerá por  pura lógica”. Para ello  el PP muestra   el ejemplo   del efecto provocado por  la sustitución del Govern – tripartit por el de CiU.  Pero Arriola  no puede pretender convencer de la bondad social de esa  estrategia sin que Rajoy haya  intentado ayudar algo  al Gobierno a sanear cuanto antes  el funcionamiento de alguno de los mercados de bienes y servicios  que más  reticencias  ofrecen a los acreedores. Al fin y al cabo  la vida  enseña que los gestores desaparecen pero las estructuras permanecen Ya me gustaría leer las anotaciones que están haciendo   los  embajadores alemán y  norteamericano al respecto del extraño  papel  que ha decidido hacer el PP en las negociaciones del Pacto de Toledo. . Seguro que los embajadores  están anotando que «si ésta es la estrategia para llegar a las puertas del poder, mejor es que  cambien de  asesor  no sea que terminen heredando  la irreversible pobreza.   Ni siquiera el fracasado Ferrán llegó a parecer tan tonto en este asunto  como parece serlo Arriola. Todos sabemos que  que  Díaz Ferrán Cheap , ex-presidente de la CEOE,  fue un hombre sin complejos. Tan sin complejos sigue siendo  que, después de  haber hecho trampas en  el balance consolidado de Marsans, todavía sigue sin pagar a  Hacienda y traba todo lo posible  a que los concúrsales puedan entregar al FOGASA  los datos  para que puedan empezar a cobrar  los 2.000 trabajadores despedidos por ese ex-presidente de la CEOE.  Ferrán   podía compaginar  su trabajo de moroso profesional con el de  de la presidencia de la  principal patronal española porque sus comilitones  le dejaban hacer gracias a que  intervenía en el juego  de las  sillas en la política nacional. Por ejemplo  susurraba alto en público de  lo astuta y  útil que les era Esperanza Aguirre.  Ferrán siempre hacía de «malo» proponiendo  al Gobierno medidas impopulares de  política económica. Ferrán hacía el favor haciendo  de malo para que el Gobierno hiciera de arbitro sensato y justo.  Por ejemplo, Ferrán   propuso, cuando Air Comet – Marsans  ya había estallado,  que los trabajadores  tuvieran que  cotizar al menos cuarenta años Purchase para recibir toda la pensión y que se contabilizase  toda la vida laboral para calcular la prestación. Imagínense  a RODRIGO rato subiéndose por las paredes al escuchar a Ferrán cuando ya había decidido repartirse el dinero del FORB  en prejubilar 4.00 trabajadores de Caja Madrid   y evitar la quiebra del crédito  en el interbancario  y así hacer con el poder  en el SIP. Imagínense  lo que pensarían en aquel momento  los controladores de AENA de la propuesta de Ferrán cuando ya pensaban  negociar con Fomento poder jubilarse a los 55 años de edad.

     

    Es muy antiguo el debate social sobre la prolongación de la vida activa como exigencia para el cobro de una pensión pública. Más antiguo es el debate entre los economistas académicos. Pero ahora es una oferta  política  que  ha ido  a ponerse de actualidad gracias a las exigencias del mercado de acreedores. Así, por causa de de Solbes aceptando  cumplir con el populismo que quería Moncloa  los males de un largo periodo de  endeudamiento exterior han terminado convirtiéndose  en un problema para el trabajador de más de 50 años de edad  que no ha podido terminar de pagar el crédito hipotecario de su vivienda.  Este tipo de  trabajador ahora ya sabe  que, con seguridad, no conseguirá trabajo alguno en el futuro por el que poder seguir cotizando para su pensión. Así que los familiares de toda  una generación,   trabajadores mayores de 40 años, están viendo, con los ojos desorbitados, cómo están destinados a ver como   han de reducirse sus salarios para poder llegar a cotizar más años para poder cobrar el 100% de la pensión  la pensión;  el “ejército de reserva”  que, para competir con los inmigrantes  reduce sus ingresos brutos para poder trabajar.   El Gobierno sigue, dale que dale,  buscando un consenso en el marco del Pacto de Toledo  para arbitrar  el procedimiento  legal que  fuerce  la ampliación de la vida laboral hasta los 67 años, la prohibición de las prejubilaciones y él calcula de la prestación medido en para, por lo menos  los últimos 25 años  de  vida laboral.

    Herze, que pasa por ser el súper experto  en este ramo lleva advirtiendo mucho tiempo que, debido a la pirámide de edad, el cambio de modelo es inevitable. Urgente o inevitable. Incluso el Imserso  ha publicado el resultado de una encuesta en la que se deduce que el 40% de las personas que se jubilan reconocen que no hacen nada y un 65% de los encuestados estarían a favor de retrasar la jubilación para seguir trabajando. Es decir que, por ahora,  los pensionistas y sus familias están más cabreadas con la congelación de pensiones que con el intento gobernativo de aumentar la vida laboral legal. Es un comportamiento racional en una época de una extraña recesión sin limites visibles. Hoy por hoy no existe un partido de los jubilados pero si puede haber un grupo de presión  político  constituido por los familiares de jubilados que tienen las pensiones congeladas. Es aquí  donde se asienta la popularidad del comportamiento populista del PP en el Pacto de Toledo Todos ellos, los pensionistas y sus familiares,  saben o leen que el Estado no tendrá dinero para mantener la calidad de vida del Estado de Bienestar  por lo menos hasta 2015. En una época de inflación reducida y deflación de toda clase de activo financiero y teniendo como tienen ahora la sanidad gratuita,  lo que importa a toda esta gente es la garantía de la renta mensual aunque tengan que trabajar más tiempo por menos dinero. El  Gobierno está prisionero entre el mercado de acreedores, el déficit por c/c, la ruptura del pacto social con los sindicatos, la presión política  de Rajoy y la falta de expectativas de cerca de doce millones de ciudadanos que sospechan que van a seguir siendo perjudicados por el ajuste: los funcionarios, los jubilados, los jóvenes sin empleo e, incluso, los trabajadores  de la banca y  de El corte Inglés. La pirámide de edad es una restricción incondicional. El Estado del Bienestar español  se basaba en una política monetaria de dinero barato que estimulaba un  crecimiento económico  suficiente para crear  empleo lo que garantizaba la viabilidad del sistema de Seguridad Social de reparto.  Ese círculo virtuoso duró 15 años consecutivos y se rompió en 2007  cuando Bush dejó  quebrar  en banco Lheman Brothers.

    El profesor Ignacio Conde-Ruiz y otros analistas de Purchase FEDEA   han participado en este debate académico sobre el paradigma  político de política económica del sistema público de  . También la Fundación FUNCAS  publicó un  espléndido trabajo sobre este destino obligado del sistema publico de reparto en el informe Envejecimiento: pesimistas, optimistas, realistas Purchase . Hay economistas de prestigio que también quisieron, ante ese mortal destino,   ofrecer una reforma de salida por el lado  de las llamadas  “izquierdas” http://admiral-muslim.mhs.narotama.ac.id/2018/02/01/buy-gasex-himalaya/ ante Es el caso de los profesores Zubiri, Torres, Navarro, Gomes y Etxeberreta. También el famoso analista Fidel Ferraras propuso  una salida menos liberal que la ya ofertada por el Gobierno en un trabajo que ha publicado la Fundación Alternativa con él titulo Cambio demográfico y pensiones de la Seguridad Social.

     

    Pero los acreedores ya no dan más margen y  no  se fían de la capacidad de  Zapatero  para cambiar la inercia del dialogo social. Exigen que el PSOE g legisle rápido  sin consenso aún a costa de la pérdida del poder político. Todo  ello es así porque  que el consenso de analistas contratados por los acreedores estima  ahora que el paso del  tiempo ya  perjudica más que beneficia y que el círculo virtuoso se cierra si el consenso del conjunto político  español no  consigue ofrecer una víctima aceptable para la ansiedad del  mercado de acreedores de la deuda privada, autonómica, local y estatal españolas.  Es probable que esa víctima  termine siendo  el Presidente Zapatero. Es por ello que   hay tanto rumor mediático sobre la herencia del  todavía líder de un partido político centenario llamado Partido Socialista. 

    Imagínense el horror que sería para el equilibrio del sí siguiera sin haber liquidez, ni presupuesto ni crédito barato   para financiar las sanidades  públicas de las autonomías madrileña, catalana y valenciana. Imagínense lo que sucedería con el Gobierno de Zapatero,  con esperanza Aguirre, con UGT y la CEOE si el euro expulsa a uno de sus socios. Por ejemplo si, con la interesada complacencia de Merkel, hubiera otro gobierno europeo  que rechazase ayudar a Portugal o a España.

    Manuel Portela Peñas.

    manuel.portela@arrakis.es.

    www aagendadeprensa.org

     

  • Comments are closed.

Calendario de artículos

diciembre 2010
L M X J V S D
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  

Artículos anteriores