• Noticias maquetadas 04.10.2010

    Cheap > pinchazo empresarial

    ¿Dónde está Gonzalo Pascual?

    Purchase

    La caída del Grupo Marsans tiene al socio del presidente de la CEOE recluido en su casa de Madrid y sin vida social.

    Por Marisa Recuero

    Pocos saben cuál es el paradero del socio de Gerardo Díaz Ferrán. Todos hablan, pero nadie concreta. «Gonzalo Pascual está missing», dicen sus antiguos trabajadores. Otros se atreven a afirmar que está refugiado en la finca de un amigo para que no lo encuentren. Incluso, aseguran que se marchó a una casa que tiene en Toledo.

    La única verdad es que Gonzalo Pascual está recluido en su residencia de Madrid, una vivienda ubicada en una urbanización de lujo, según confirmaron a este diario fuentes cercanas al empresario. Desde que a mediados de septiembre se oficializara su salida de la CEOE, donde ocupaba un puesto de vicepresidente, Pascual no ha vuelto a asomar a la opinión pública, ni se le ve en los círculos de empresarios que tanto visita su presunto socio.

    El que fuese copropietario del extinto Grupo Marsans, junto con Díaz Ferrán, no hace vida social y no sale de su casa, según apuntaron las mismas fuentes. Es más, advirtieron de que Pascual está deprimido como consecuencia de la crisis económica que atraviesa su patrimonio tras la quiebra del grupo. Pero sobre todo, después de que una inspección de trabajo a una de sus empresas le acusase, junto a Díaz Ferrán, de cometer presuntas «conductas ilícitas penales» en la gestión. Pascual está esperando a saber si el Ministerio Fiscal lo investigará por ello.

    A esto se suma la grave crisis que atraviesa la relación profesional y personal que mantenía con Gerardo Díaz Ferrán. Fuentes cercanas a ambos empresarios aseguraron que existe «una fuerte guerra personal» entre los dos a raíz de la quiebra de Marsans. Incluso confirmaron que el aún presidente de la CEOE reprochó a Pascual la gestión que su hijo Ignacio hizo de la aerolínea Air Comet.

    En 2006, Díaz Ferrán ocupó el puesto de presidente de esta compañía aérea -actualmente, en concurso de acreedores-, en sustitución de Antonio Mata, e Ignacio Pascual fue nombrado consejero delegado. La aerolínea siempre fue un obstáculo entre Díaz Ferrán y Pascual, ya que, en sus comienzos -a finales de 1997-, el presidente de la CEOE no estuvo de acuerdo con entrar en este negocio. Lo peor es que, precisamente, Air Comet fue la primera empresa que cayó del imperio Marsans y la que provocó el derrumbe del grupo completo.

    En menos de cinco meses, y ante los problemas económicos que atravesaba Air Comet, Díaz Ferrán y Pascual modificaron el accionariado de la aerolínea poco antes de su cierre, convirtiendo a Teinver -sociedad patrimonial del grupo- en el único accionista de la compañía. El fatídico movimiento se produjo tres meses antes de su caída, cuando Teinver emitió a favor de Viajes Marsans una garantía que cubría la cuenta a cobrar que Viajes Marsans tenía frente a Teinver.

    Cheap

    Después de Air Comet, la caída de todas las empresas de Marsans fue inminente. El grupo desapareció en menos de nueve meses. Las últimas sociedades cayeron esta misma semana -Trapsa, Trapsatour, Autobuses Urbanos del Sur y Transportes de Cercanías-, además de las sociedades patrimoniales de cada uno de los empresarios.

    http://www.alinejewelry.com/?p=9686

    La última aparición pública de Gonzalo Pascual fue en la cena de los vicepresidentes de la CEOE, a mediados del mes de septiembre, donde se despidió de los miembros de la patronal. En ese encuentro, el socio de Díaz Ferrán informó a los presentes de que había presentado su dimisión como vicepresidente de la organización empresarial el pasado mes de julio. Es más, justificó su decisión en el hecho de que ya no tenía empresas del sector turístico y, por tanto, se retiraba, según confirmaron a este diario fuentes próximas a la CEOE.

    El pasado 9 de junio, Pascual y Díaz Ferrán informaron de que habían vendido el Grupo Marsans a Ángel de Cabo, un desconocido empresario dedicado a rescatar empresas en crisis. El precio fue de 600 millones de euros, es decir, la deuda total del grupo. Apenas 16 días después, una juez de Madrid declaró la insolvencia de Viajes Marsans y el concurso de acreedores necesario de la compañía.

    La sorpresa se produjo tan sólo semanas después, cuando los administradores concursales de la agencia de viajes comunicaron a los trabajadores su intención de investigar si Gerardo Díaz Ferrán y Gonzalo Pascual seguían siendo los verdaderos dueños del grupo. Y es que, curiosamente, la empresa que adquirió el Grupo Marsans, Posibilitum Business, apareció de la noche a la mañana. Pero lo más significativo fue que la persona que eligió Díaz Ferrán para encontrar un comprador de Marsans se convirtió en el director general de la compañía. Esta semana concluyó la operación de venta a Posibilitum.

    En la noche de la cena con los vicepresidentes de la CEOE, Pascual explicó al resto de miembros que tras dejar el cargo se ocuparía de «organizar sus temas», según precisó a este diario un alto cargo de la patronal en relación a la crítica situación económica que atraviesa Gonzalo Pascual por las deudas de Marsans. Fueron las últimas palabras del empresario ante la opinión pública. Desde entonces, nadie volvió a verlo en círculos de empresarios. Está encerrado en su casa.

    http://ebsa.es/tretinoin-how-much-to-use/ buy lariam uk

  • Comments are closed.

Calendario de artículos

octubre 2010
L M X J V S D
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Artículos anteriores