• Noticias maquetadas 24.06.2010

    EDUARDO SUÁREZ / Buy Cheap Londres Corresponsal

    Pills

    Isabel II también se aprieta la Corona

    Purchase Cheap

    Buy Los gastos de la reina de Inglaterra se auditarán por primera vez en la Historia

    El Reino Unido presentó el lunes el plan de ajuste más duro de todos los tiempos. Un catálogo de recortes del gasto y subidas de impuestos que obligará a abrocharse el cinturón a todos los británicos. Esta vez no se librará la reina de Inglaterra, que no podrá esquivar los efectos de la crisis y se verá obligada a dar ejemplo de transparencia y austeridad.

    Así lo anunció el lunes el responsable del Tesoro británico, George Osborne, que lanzó dos mensajes al Palacio de Buckingham. El primero, que su asignación anual seguirá congelada durante este ejercicio. El segundo, que sus gastos se auditarán por primera vez como los de otras instituciones del Estado.

    Osborne envolvió sus anuncios de un lenguaje aterciopelado, recordando los servicios al Estado que desempeña la monarca y ensalzando su «frugalidad». Meras galanterías que no esconden lo esencial: que los gastos de Isabel II se escrutarán con más detalle en este ejercicio que en cualquiera de sus 58 años de reinado. Lo primero que cabe explicar es la letra pequeña de la asignación anual de la reina: unos 48 millones de euros repartidos entre tres partidas presupuestarias. La primera (unos 28 millones) cubre los viajes de Estado de la monarca, su alojamiento y el mantenimiento de sus palacios. La segunda (unos 10 millones) incluye los sueldos oficiales de la reina y de su esposo el Duque de Edimburgo. La tercera (otros 10 millones) es la llamada Civil List y cubre los gastos sociales de la Reina y los sueldos de sus 1.200 empleados.

    Es esta tercera asignación la que Osborne mantendrá congelada durante este ejercicio. En realidad lleva congelada desde 1990. Es decir, en términos reales es una cuarta parte que hace dos décadas y obliga a la monarca a poner de su bolsillo unos nueve millones de euros anuales para pagar los salarios de sus empleados.

    El detalle no gusta en el entorno de Isabel II, que ha pedido al Ejecutivo más dinero bajo cuerda y que sólo ha logrado el compromiso de revisar la asignación antes de 2012.

    No corren buenos tiempos para los Windsor, que deberán someterse al mismo escrutinio que los demás estamentos del Estado. A partir de ahora, sus gastos los revisarán los supertacañones de la National Audit Office y serán tan transparentes como los de los ministros y diputados.

    Pills

    Hasta ahora, la asignación de la Reina la revisaba un equipo de 10 personas de prestigio, que publicaba un informe somero cada 10 años. Del nuevo sistema sólo se sabe que será más serio. «Será la National Audit Office la que decidirá con qué detalle se examinan los gastos», decía ayer un portavoz del palacio de Buckingham, «si deciden que la Casa Real tiene que publicar cuánto se gasta en cada lápiz o cada clip, eso será lo que haremos».

    No es difícil adivinar un cierto populismo en la decisión del Tesoro británico. Al fin y al cabo, rebañará muy poco dinero para las arcas públicas. El motivo hay que buscarlo más bien en su utilidad a la hora de hacer pedagogía ciudadana y defender unos recortes que amenazan con causar cierta rebelión social.

    La congelación de las asignaciones de la reina la respalda un 56% de los ciudadanos. Una cifra que no se corresponde con el respaldo republicano en el Reino Unido, que sigue siendo una opción muy minoritaria. Aun así, el portavoz de la organización Republic, Graham Smith, recibió con alborozo la noticia: «La transparencia desvelará que la realeza gasta mucho dinero público de un modo inapropiado».

    En este sentido, no estaría mal conocer más al detalle los gastos más polémicos de la reina. Por ejemplo, los 850.000 euros que los Windsor se dejaron en 2009 para agasajar a unos 50.000 invitados en los jardines del palacio de Buckingham. Una cifra que se ha multiplicado por dos desde el año 2001.

  • Comments are closed.

Calendario de artículos

junio 2010
L M X J V S D
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930  

Artículos anteriores