• Los bancos españoles repartirán en dividendos este año 7.700 millones de euros liderando el ranking del sector en Europa;  y eso con «la que está cayendo» en el negocio consolidado y la sequía de créditos a las pymes. Además las entidades tienen que cumplir con los nuevos criterios de solvencia Basilea II y también restan los problemas de liquidezen el interbancario, hasta tal punto que Trichet ha prometido liquidez total al 0,25 % hasta finales de año. Sepan que «los bancos en vez de prestarse entre ellos a un 1,27% – el Euribor-prefieren la seguridad del BCE, que sólo remunera los depósitos al… 0,25%. Cinco veces menos», según un desglose de LA VANGUARDIA (página 69).

    Purchase

    Iberdrola, encantada de las tarifas a la energía renovable, ha ofrecido a sus accionistas un «scrip dividend» en una curiosa época en la que <<Mayte Costa, presidenta de la CNE, instó ayer a los consumidores inteligentes a que se cambien cada año de compañía eléctrica. Y la explicación que ofreció es que «las eléctricas ofrecen precios más competitivos el primer año para que los consumidores se cambien, pero el segundo año ya no»>>.

    También tiene a Telefónica ofreciendo dividendos para evitar la caída de la acción gracias a no invertir en redes y hasta tal punto es así que Francisco Ros ataca a las telecos por invertir menos en redes advirtiendo del riesgo de colapso de la banda ancha tras un recorte inversor del 45 %.

    Order

    Se desprecia la política de retribuir al accionista sólo con ampliaciones de capital o con la promesa del incremento de la cotización y se alaba el reparto de dividendos y la recompra de acciones. Como si fuera una moda, en estos momentos ninguna empresa se atreve a dejar de repartir dividendos. No se trata de un cambio de criterio, sino de una imposición del mercado bursátil. Han sido los analistas quienes han obligado a las empresas a cambiar de parecer.

    online

    Con los datos hoy conocidos, los inversores saben que la economía mundial ya no se recuperará en este año y suponen que, en el próximo ejercicio, seguirá teniendo un crecimiento por debajo del potencial. Por eso es que la bolsa quiere ver beneficio neto, sólidos flujos de caja, reducción del perímetro de consolidación y buenos fondos propios. La bolsa quiere que se reduzca la deuda: por eso “obliga” a vender las actividades que no forman parte del negocio central y emitir bonos para reducir el servicio la deuda. La bolsa no quiere volver a ver contabilidad creativa ni promesas de beneficios futuros por conocer. Antes lo que importaba eran las ideas y proyectos. Ahora importa concentrarse en las actividades que “se conocen”. Pero sobre todo importa descubrir cómo aumentar los márgenes de beneficio. Antes mandaban los estrategas y los financieros y ahora son los de producción y personal.

    Pills

    El importe del dividendo siempre ha sido un equilibrio entre los intereses de los gestores y las exigencias de retribución del capital. Los gestores siempre intentarán disminuir o retener el dividendo si existe un proyecto inversor que financiar. Los accionistas han aceptado esa política en la medida que las nuevas inversiones rentaban el coste del capital más una prima de riesgo. Pero ese acuerdo de intereses no es compatible con la desconfianza acerca de la evolución de la economía. Si no hay recuperación no hay mayores beneficios. De hecho esta “vuelta al dividendo” es un indicador del reducido incremento con que se están presupuestando las inversiones empresariales.

    Pills Pills
    Pills

  • Comments are closed.

Calendario de artículos

junio 2010
L M X J V S D
 123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
282930  

Artículos anteriores